Nutracéuticos en veterinaria

M. Matas . Veterinaria
Colaboradora de vetEvidence


 

De la misma forma que en la sociedad aumenta la tendencia al consumo de productos naturales, es lógico que los propietarios de mascotas quieran hacer lo mismo con ellas.

En la actualidad se está incrementando el uso de nutracéuticos ya que el colectivo veterinario los prescribe con más frecuencia. Los veterinarios notan que los nutracéuticos ayudan a controlar los síntomas de diferentes patologías, pudiendo reducir las dosis o incluso prescindir de los principios activos sintéticos, evitando sus efectos secundarios. Asimismo, muchos propietarios prefieren el uso de productos de origen natural.

En el mercado de los nutracéuticos encontramos los siguientes segmentos:

 

Minerales, vitaminas, ácidos grasos, macroelementos

Los productos de este segmento se utilizan para una mejora generalizada del estado del animal. Es el ejemplo de perros y gatos de edad avanzada a los que se desea mejorar el apetito, el aspecto de la piel, o complementar dietas posiblemente deficitarias (ejemplos: Revitalaid, Complivit, Gomega Plus, Oxispeed, Vigor Pharma…). También tienen utilidad en casos de deficiencias vitamínicas o de intoxicaciones por cumarinas (ejemplos: Vitamina  K, Vitamina C, Vitamina B…).
Inmunológicos

Nutracéuticos ricos en lisina, jalea real, betaglucanos, vitaminas B3 y B5… son productos estimulantes  del sistema inmune para ayudar a controlar algunas patologías infecciosas, o para crear defensas en cachorros o en animales inmunodeprimidos (ejemplos: Impromune, Flumax, Vetinmune, Inmunovet…).

 

 

Dermatológicos

Uno de los pilares del mundo de los nutracéuticos en veterinaria. Estos productos mejoran el aspecto de la piel y por ende el brillo del pelo en animales sanos o con dietas pobres. Otra gran indicación son los trastornos cutáneos crónicos como la atopia, o cualquier alergia que curse con problemas dérmicos. En estos casos los nutracéuticos ayudan a mejorar las distintas capas de la piel y la protección de la dermis. Existen numerosos preparados en distintas formas farmacéuticas como champús, grageas, cápsulas, pipetas, jarabes, etc. (ejemplos: Coatex, Omnicutis, Adoderm, Allerderm, Atopivet, Dermadual, Oleoderm, Aloevet, Ontopia, Dermocanis...).

 

Condroprotectores

Junto con los dermatológicos, son los reyes del segmento de los nutracéuticos. Ayudan a revitalizar la superficie articular y el líquido sinovial (ejemplos de principios activos: ácido hialurónico, condroitín sulfato…). Su uso ya no se reserva a animales de edad avanzada con problemas de artrosis ya instaurados, sino que en cachorros de perros de razas grandes se dan en la edad de crecimiento como prevención. Recientemente se han incorporado condroprotectores que regulan la respuesta inflamatoria del colágeno tipo II a través de las placas de Peyer del intestino (Moléculas UC-II). Ejemplos de productos: Hyaloral, Condrovet, Cosequin, Synoquin, Flexadin, Artropharma…
 
Sistema gastrointestinal

Existen múltiples productos con una composición a base de bacterias típicas de la flora bacteriana del perro y el gato, así como productos que ayudan a regular el flujo de agua que circula en el intestino controlando diarrea y estreñimiento (ejemplos: Proenteric, Promax, Fortiflora, Daforte, Fibor, Enterolaxavet, Vetregul, Colaid).

En este grupo se pueden incluir las maltas, que se destinan a los problemas derivados de la ingesta de pelo por acicalamiento en los gatos. A menudo se aprovecha para añadir oligoelementos o ácidos grasos esenciales en las maltas con tal de conseguir efectos positivos a nivel dermatológico.

 

 

Otros órganos

Las enzimas pancreáticas nos ayudan a controlar la insuficiencia pancreática exocrina típica del pastor alemán (ejemplos: Lypex, Pancreapharma).

En hepatopatías tenemos nutracéuticos que aumentan los antioxidantes que necesita el hígado para realizar su función de detoxificación (ejemplos: Hepatosyl, Samilyn).

Quelantes y citoprotectores son de buena ayuda en el control de la insuficiencia renal crónica del gato geriátrico (ejemplos: IRCVet, Kaminox, Ipakitine).

También en el gato nos encontramos con protectores de la mucosa vesical y ansiolíticos naturales que ayudan a controlar la cistitis idiopática felina (ejemplos: Cystaid, Calmex, Calmatonine…)

Asimismo, existen nutracéuticos con otras finalidades como:

• Hidratación ocular y úlceras corneales (Lubrithal, Vetericyn)
• Reducción de la esclerosis degenerativa del cristalino (Neolagrinet, Lacristal)
• Protectores celulares de tratamientos postquirúrgicos de tumores (Profilaxcel)
• Etc.

 

El Mercado de los Nutracéuticos para Mascotas

El mercado de los nutracéuticos es uno de los más dinámicos actualmente en veterinaria: el número de productos y empresas que participan en este segmento está aumentando de forma significativa. El hecho de que en medicina humana se esté produciendo desde hace algunos años la misma tendencia explica en buena parte dicha evolución.

 

 

Apuntes para el futuro de los Nutracéuticos

Hemos visto una descripción del mercado de los nutracéuticos pero tenemos que destacar también algunas tendencias de futuro que pueden ser relevantes:

• Aumento de la importancia relativa de los gatos. Por ello algunas empresas ya tienen presentaciones específicas para los mismos.
• Importancia de la calidad de los productos. Dada la gran competencia que se está creando en el grupo, es muy probable que la calidad de los componentes pase a ser un eje argumental prioritario, y que los laboratorios promuevan estudios para evidenciar la correlación entre la calidad de los componentes y la eficacia del tratamiento.
• Nuevos productos y nuevas indicaciones. En este segmento tan dinámico se espera un incremento de las novedades.

Un mercado que significa 30 millones de euros (PVP) al año reclama toda la atención por parte del profesional.


Copyright © 2018 Revista Acofar. Todos los derechos reservados.
Joomla! es un software libre publicado bajo la Licencia Pública General GNU.